lunes, 18 de abril de 2016

Amanece...


Amanece en el jardín del olvido...
despertando el albor de la mañana...
con el corazón de un niño dormido
besado por un sol de alma lozana.

 Y sueña en la soledad de su nido...
al oír el llanto de una campana...
recordando que un día fue querido
por un ángel de belleza gitana.

Pero vuelve a brotar la primavera...
acariciada por el dulce aliento
de una flor apasionada y sincera.

Ya vuela por el mar del firmamento...
el aroma de la nueva quimera
que llena de embrujo su pensamiento.


A.V. 25-3-16

sábado, 9 de abril de 2016

Con el alma en soledad...


Con el alma en soledad
y la distancia por testigo...
vuela... vuela en libertad
el anhelo de un mendigo.

Sueña con el dulce amor
que apresó su aliento...
en un  jardín de fervor
envuelto en sentimiento.

Y suspira en el olvido...
queriendo ser poeta...
con el corazón dolorido
convertido en marioneta.

En su recuerdo... un beso...
a fuego está grabado...
aquél que le abrazó travieso
para dejarle enamorado.

Ahora... triste peregrino...
el encanto de esa mujer...
sigue embrujando el destino
de tu apasionado querer.


A.V. 9.4.16

viernes, 1 de abril de 2016

Vivo...


Vivo enamorado del viento....
respirando el aire que acaricias...
para hacer de tu firmamento
el jardín de mis delicias...
Y suspiro por amarte...
como se ama solo una vez...
anhelando apasionarte
con la dulzura de mi candidez.
....
Contigo eterno es el sueño...
con el que vuelvo a soñar
como si fuese... un niño risueño
que solo quiere reír y jugar.
Por eso... eres tu... mi cielo...
para toda la eternidad...
una estrella de terciopelo
que me dio su felicidad.
....
Vivo enamorado del aliento...
de tu alma de mujer...
¡Qué bello es el sentimiento...
donde guardo ese querer!


A.V. 15-2-16

miércoles, 23 de marzo de 2016

Poesía...


Poesía... sultana y señora...
en el jardín de Cupido...
Luz de vida... dulce aurora...
eres tu... amor agradecido.

Hechicera como ninguna...
en el cielo de la pasión...
tienes cautivada a la luna
con el fervor de tu corazón.

Poesía... alma de una mujer...
tu mirada henchida de fuego,
libera un hermoso querer...
envuelto en ilusión y sosiego.

Contigo... cantos de sirena...
adormecen al navegante...
y el aroma de una azucena...
hace feliz... al caminante.

Poesía... tierna doncella...
embaucadora del viento...
reluces como una estrella
en la quietud del firmamento.

Por ti... surgen amores...
donde florece la vida...
Por ti... brotan pasiones...
en un alma dormida.


A.V. 22-3-16

domingo, 20 de marzo de 2016

Nada de nada...

Nada de nada....
corazón sin destino...
llorando está la alborada
al final del camino.

Ya vuela al olvido
el recuerdo de un niño...
dejando lo vivido...
huérfano de cariño.

Nada de nada...
suspirando de amor...
con la mirada callada
y envuelta en dolor.

Se marcha en soledad
ese alma hechicera…
ha perdido la amistad
de su dulce quimera.

Nada de nada…
con lágrimas al viento
y el aura nacarada
de un lindo sentimiento.

Nada de nada…


A.V. 9-2-16

martes, 15 de marzo de 2016

El corazón de una estrella...


El corazón de una estrella
guarda un dulce sentimiento,
que vuela como una sisella
por todo el firmamento.

De la mano de Cupido...
su alma rebosa cariño...
por el amor prohibido
de un apasionado niño.

En la tierra... es una mujer...
de belleza hechicera...
con un hermoso querer
y la ilusión por bandera.

Con ella anda soñando...
ese chiquillo travieso...
sabiendo que está esperando
la melodía de un beso.

Una caricia... una mirada...
llena de embrujo y anhelo...
para iluminar la alborada
de su vida... de su cielo.

Y la ama como se ama...
solo la primera vez...
avivando la llama
de su tierna candidez.


A.V. 21-1-16

martes, 8 de marzo de 2016

Noche de luna llena...


Noche de luna llena...
con su luz embrujada...
hace de una sirena
la mujer más amada.

De su halo surge el amor
por un hermoso lucero...
¡Oh Dios! qué resplandor...
vuela diciendo... te quiero.

Noche de luna llena...
en un cielo de estrellas...
con el aroma a azucena
del edén de las doncellas.

Tiene preso el corazón
de un tierno arlequín...
que suspira de pasión...
por la flor de ese jardín.

Noche de luna llena...
y el susurro del mar...
¡Qué hermosa condena!
para volver a soñar.

Y las olas de plata fina...
bailando en la eternidad...
con una mandolina...
que llora de felicidad.

                                                            A.V. 29-12-15